1999: Cuando los diputados provinciales no pudieron sesionar en la UNaF

Septiembre es un mes en el que se cumple un año más de aquella gesta histórica, dónde la agrupaciones universitarias como la LINEAZUL, defendieron la autonomía y los derechos establecidos en tiempos de democracia y la mismísima gesta del MODELO FORMOSEÑO.

Esa noche del mes de septiembre a 4 días del día del estudiante, un puñado importante de estudiantes, docentes, nodocentes y graduados comprometidos con su pertenencia a la casa de estudios “pusieron” el pecho demostrando así una resistencia férrea contra lo que iba a ser en aquel entonces un verdadero atropello en contra de la paz social en la Provincia de Formosa. No cabían dudas que los oscuros intereses del Poder político provincial de aquel entonces iban a perpetuarse si no se ofrecía resistencia, ya que la Gendarmería Nacional era una vez más la encargada de “custodiar” con métodos muy emparentados a los utilizados en la última dictadura militar.

El último lugar que quedaba para que los diputados provinciales puedan sesionar en el año 1999 era la Universidad Nacional de Formosa (UNaF), y el lugar elegido era el aula magna, en ese lugar pretendían los diputados “Joguistas” y radicales llevar adelante una sesión que confabulaba a quienes solo les interesaba “cerrar” oscuros acuerdos a espaldas de toda la sociedad formoseña.

La resistencia de este grupo sobre todo de jóvenes estudiantes impidió que estos legisladores lleven adelante su cometido pues con sillas y mesas que bloqueaban todos los accesos y para reforzar una muralla humana conformada por representantes estudiantiles de las agrupaciones incluso de otros claustros, logro parar el embate pretendido por estos personajes que venían con intenciones de sesionar a como de lugar y con el apoyo de la gendarmería que estaba autorizada a reprimir si hacía falta.

Estaba en jaque la democracia, el bienestar general de la ciudadanía y por sobre todo la gestación del MODELO FORMOSEÑO, sin esa defensa el panorama hoy sería incierto sin una nueva conducción y sin la prosecución de la conducción que hoy lidera el Gobernador Gildo Insfrán en la Provincia de Formosa.

El tiempo ha transcurrido y hoy la UNaF tiene que soportar otros embates pergeñados por el mismo sector al que defendió, y lo más llamativo es que estos pretendidos atropellos al parecer llegan desde el mismo sector que vio la luz gracias a la LÍNEAZUL y a otras agrupaciones quebrantando la identidad del espíritu universitario, que una vez más le puso la humanidad para evitar un nuevo tsunami anti democratico y anti autonomista.

Entender que “el aguante” no es un mero capricho sino que es necesario, ya que se entiende que quienes hoy se embanderan con el estandarte de GILDO Insfrán, ayer lo querían derrocar, son los mismos que hoy quieren derrocar a Parmetler y de seguro seguirán siendo los mismísimos siniestros que mañana “venderán” la Universidad y el bienestar popular de la Provincia al mejor postor, pero desde la vereda que defiende la gestión universitaria actual advierten “que siempre se defenderá la autonomía ante cualquier atropello de sectores del gobierno provincial que lo único que le interesa es la destitucion del rector sin respetar los principios básicos de cogobierno y ,autonomía. A no perder la memoria señores funcionarios provinciales..

Comentarios Facebook