Atenciones integrales para familias originarias del oeste

Familias de la comunidad San Andrés, ubicada a pocos kilómetros de la localidad El Potrillo, en el oeste provincial, fueron destinatarias de un nuevo operativo de atenciones integrales programadas.
El accionar fue desplegado por el equipo de salud del hospital El Potrillo, quienes se trasladaron hasta el lugar para reforzar la vigilancia del estado de salud de niños y adultos, tal como se realiza periódicamente.
En la ocasión, los pacientes accedieron a consultas en clínica médica, pediatría y obstetricia. Se sumaron controles de enfermería, vacunación, más la entrega de medicamentos y cajas de leche, según lo informó el Director del nosocomio.
Entre los controles fueron acentuados: medición de la tensión arterial y nivel de glucosa en sangre para los adultos, con la finalidad de detectar pacientes con factores de riesgo y patologías crónicas, como por ejemplo diabetes e hipertensión.
Igualmente, se atendieron a pacientes con síntomas de enfermedades agudas estacionales, mayormente respiratorias y gastrointestinales que son las más frecuentes, para quienes se dispusieron los tratamientos correspondientes con la entrega de los medicamentos indicados por receta.
Los niños recibieron controles antropométricos (peso, estatura y talla), exámenes auditivos, visuales y de las vías respiratorias. Esto fue completado con evaluaciones nutricionales y neuromotoras, más otros exámenes pediátricos clínicos y físicos.
Por otra parte, se dispuso una instancia de vacunación para personas de todas las edades, recordando a las familias que deben tener siempre todas las dosis de las distintas vacunas aplicadas, con los esquemas completos, para evitar enfermedades que pueden prevenirse fácilmente, de manera gratuita y que están al alcance de todos.
Las embarazadas fueron beneficiadas con controles prenatales, para asegurar, de esta manera, que tanto las mamás como los bebes, estén en buen estado, que el embarazo se desarrolle saludablemente y sin complicaciones, comentaron los obstetras a cargo.
Finalmente, se programaron turnos para interconsultas con otras especialidades en el hospital, para los casos que requerían atenciones de mayor complejidad. Y se entregaron medicamentos para cada uno de los tratamientos indicados, más cajas de leche para niños y embarazadas.

Comentarios Facebook