Claudia Villafañe y una increíble anécdota con Ricky Martin: “Vino escondido en el baúl de un auto”

Desde su debut en Masterchef Celebrity, el exitoso certamen gastronómico que se emite por Telefé, Claudia Villafañe se perfiló como una de las candidatas al título. Su buena mano para la cocina, y su actitud solidaria siempre dispuesta a dar una mano, convirtieron a la Tata en una suerte de madre del certamen y en una de las favoritas del público.
La exposición en el programa que conduce Santiago del Moro también le permitió al público conocer otra faceta de la ex esposa de Diego Maradona. Y en #MasterChefALaCarta, el segmento vinculado al reality que conduce Flor Vigna, se explayó sobre algunas anécdotas conocidas y otras no tanto, de su vida junto al astro futbolístico.
Durante la entrevista, Claudia reveló cómo vivió los días posteriores al fallecimiento de Diego y por qué decidió seguir en el programa. “Los primeros dos días me costó… Hablé con la producción y me dieron la libertad de hacer lo que quisiera. Me dijeron que mi lugar siempre iba a estar, que no me iban a poner reemplazo, nada. Y que si quería dejarlo tampoco había problema”, señaló Claudia, y agregó “No me iba a hacer bien estar en casa mirando televisión. Me iba a hacer bien estar acá con la gente que me quiero y disfrutar del programa”.
Sin embargo, dejó la decisión en sus hijas Dalma y Gianinna, quienes la alentaron para continuar en el certamen: “A las chicas le dije que si necesitaban que dejara el programa para acompañarlas 24 horas, lo hacía. Y las dos me dijeron que no. Que no era justo, porque falta tan poco para que esto termine que no era justo dejarlo ahora”, relató la empresaria, que se encuentra entre los seis semifinalistas.
En otros momentos más distendidos de la entrevista, Vigna destacó la sencillez y el perfil bajo de Claudia, pero le pidió que recordara algunas anécdotas “Te conozco una con Ricky Martin, que se le cayó el agua a Dalma…”, empezó a contar la conductora. Claudia aceptó el convite pero la corrigió, agregándole unos cuantos detalles que hicieron más jugosa la anécdota.
“Después de un show, Ricky vino escondido en un baúl a comer a mi casa”, soltó la empresaria a modo de título. “La gente estaba desesperada, lo seguían las chicas en taxis por todos lados”, agregó. “Lo sacaron de Obras, lo metieron en un baúl y vino a comer un asado al quincho de casa”, continuó Villafañe, con la naturalidad de quien invita a algún pariente un domingo cualquiera.
Luego sí retomó el incidente que recordaba la conductora. “Las chicas eran chicas, y a Ricky se le cayó la naranja en el vestido de Dalma… ¡y Dalma lo quería matar! ¿Cómo me va a tirar la naranja encima de la ropa?”, se preguntaba la niña en medio de una reunión familiar a la que el puertorriqueño había asistido con su madre. Un encuentro normal de personas totalmente fuera de lo normal.
Pero el anecdotario de ídolos pop de Claudia Villafañe no se limita a Ricky Martin. Durante la charla, la empresaria contó el vínculo que lo une a Luciano Pereyra: “Es amigo hace muchos, muchos años. Conozco a su familia, comemos juntos, pero es algo que una no cuenta, no es para subir la foto”, agregó.
Respecto al cantante nacido en Luján, narró otra situación de entrecasa que seguramente motive la envidia de los fans. “Hemos pasado noches con Luciano cantando y tocando la guitarra hasta las cinco de la mañana y yo llamando a Ángela (por la madre del músico) para que se quede tranquila, que cuando se haga de día se va. Cosas de mamá con mamá”, recordó con soltura.
El recorrido por los nombres propios de la música había comenzado cuando Vigna la introdujo en la consigna de juego rápido: “¿Que famoso te gustaría que te invite a comer a su casa? Vos revelaste un amor platónico…” sugirió la conductora. “Me gustaría ir a comer con Ricardo Arjona”, contestó Claudia sin dudar. “Pero producción, tramitémoslo”, ordenó la ex Combate en broma, mientras la empresaria se sumaba al pedido.
Hablando en serio, Claudia contó que ya conocía al guatemalteco, a quien seguía desde su primer disco. “Lo fui a ver al Ópera, al Gran Rex y también a lugares chiquitos, a, Circo Rodas. Siempre que viene me guardan un lugarcito para algún evento privado, y, por supuesto, siempre estoy ahí”, confesó la empresaria.
Cabe recordar que Arjona fue uno de los tantos invitados que pasaron por La Noche del 10, el megashow que condujo Diego Maradona en 2005 por El Trece, y del que Claudia fue productora. Su regreso a la televisión la tiene frente a las cámaras, como protagonista de su historia y grandes posibilidades de consagrarse ganadora.

Comentarios Facebook