Confirmaron que luego de los golpes a los hinchas de Talleres, no habrá visitantes en la revancha en Córdoba

Además de los enfrentamientos en la previa al encuentro entre Vélez y Talleres del principio del encuentro, hubo más reportes de incidentes. El Consejo de Seguridad Deportiva Provincial (Co.Se.De.Pro) confirmó la decisión al club que será local y a Conmebol. «Lo de anoche cambió los parámetros», manifestó el titular del organismo, Marcelo Frossasco.
Fueron preocupantes las imágenes que se registraron en las plateas del estadio de Vélez, durante el encuentro de ida del cruce válido por los cuartos de final de la Copa Libertadores ante Talleres. Lo registrado anoche en las tribunas del Amalfitani generaron repercusión en Córdoba y desde Seguridad confirmaron que no recibirán visitantes, pese a lo informado días atrás.
En la previa al partido, había mostrado su fastidio Andrés Fassi, mandamás de Talleres, ante la imposibilidad de expender tickets a los simpatizantes cordobeses en el ‘Fortín’: «Realmente es inentendible. Nosotros le damos todas las facilidades a Vélez para que venga con su gente, que sea una fiesta. No entiendo por qué pasa esto si la gente del Ministerio de Seguridad de Buenos Aries, que nos atendió muy bien y nos ha dicho que no tienen ningún tipo de problema. La gente de Vélez ha dicho que lo hizo por el formato de seguridad». No obstante, los seguidores de la «T» asistieron al cotejo y terminó de la peor manera.
Los hinchas de Talleres que fueron de ‘infiltrados’ al estadio José Amalfitani fueron golpeados por otros de Vélez durante el partido de ida de los cuartos de final de la Copa Libertadores. En el inicio del segundo tiempo, un grupo de hinchas caracterizados del ‘Fortín’ se trasladó hasta la platea Sur alta, donde se habían ubicado la mayoría de los fanáticos cordobeses que viajaron y asistieron al estadio pese a la prohibición.
Durante varios minutos se produjeron serios incidentes y se vivieron momentos de tensión ya que varias personas rodaron desde la zona alta de la platea. En los pasillos internos de la platea también hubo corridas y golpes hasta que llegó la intervención de la policía que estaba afuera del estadio.
El Ministerio de Seguridad hizo oficial la decisión a través de un comunicado: «Ante los graves hechos de violencia protagonizados por hinchas del Club Atlético Vélez Sarsfield, durante la disputa del partido por Copa Libertadores con el Club Atlético Talleres en el estadio José Amalfitani, el COSEDEPRO, previa evaluación con las máximas autoridades de la entidad de Barrio Jardín, ha dispuesto vedar el ingreso al público visitante en el encuentro a jugarse en el estadio Mario Alberto Kempes el próximo miércoles 10 de agosto», indicó, a la vez que manifiesta que los hechos ocurridos en Liniers «generan un clima hostil incompatible con la seguridad deportiva».
Marcelo Frossasco, titular del Consejo de Seguridad Deportiva Provincial de Córdoba (COSEDEPRO) contó los detalles del por qué se decidió no recibir hinchas visitantes en el estadio Kempes la próxima semana. «Es una decisión de seguridad deportiva», señaló, en diálogo con No Veo La Hora en D-Sports Radio.
«Lo de anoche cambió los parámetros. Hemos hecho un análisis de los pro y los contra y determinamos que de ninguna forma pondremos en riesgo la integridad y la vida de las personas», agregó. «Era un partido sin riesgo a priori y le habíamos manifestado a Conmebol y a Talleres la decisión de jugar con las dos parcialidades. Lo de anoche fue grave y eso pesó en los organismos de seguridad para tomar esta decisión», detalló, sobre los motivos de la negativa en la decisión.
Además, Frossasco aseguró que el operativo de seguridad que implementan en Córdoba «contempla un antes, durante y un después». «Fruto del análisis de estas tres etapas creemos que no es conveniente», explicó. A su vez, responsabilizó al ‘Fortín’ por los incidentes que se registraron este miércoles. «Para nosotros el principal responsable es el club Vélez Sarsfield, el organizador», cerró.

Comentarios Facebook