El Central intervino con ventas directas y frenó el dólar a $58

El Banco Central cambió nuevamente de estrategia y por primera vez en toda la gestión Sandleris salió a vender divisas de manera directa para contener el tipo de cambio a $58,48.
El último en efectuar esta operatoria había sido su predecesor Luis «Toto» Caputo, quien justamente por ello reconoció haber sido echado por el FMI, que pretendía dejar flotar al billete.
«Andate, no te aguantamos más». Desde ese entonces, el Fondo llegó a autorizar ventas específicas mediante subastas que eran anunciadas con anticipación y que el mercado ya sabía los montos a adjudicar, por lo que perdía el factor sorpresa para combatir a especuladores.
Este martes Sandleris retomó el histórico modus operandi de la máxima autoridad monetaria y así logró frenar un nuevo alza de la divisa.
De este modo, el billete se mantuvo constante a $55,98 en el segmento mayorista y apenas aumento unos siete centavos en el promedio minorista para cerrar a $58,48.
Sandleris incumplió la meta de base monetaria y en los hechos se cayó el acuerdo con el FMI
«La reaparición del Banco Central con ventas directas en el segmento de contado, más la ayuda de otros bancos oficiales, anestesiaron la evolución del dólar mayorista en el primer día pleno con controles en el mercado cambiario», informó el analista cambiario Gustavo Quintana.
En tanto, la tasa de interés promedió el 85,73% y después de muchas jornadas de expansión monetaria, pudo adjudicar más Leliq de las que vencían. Así, pudo generar una absorción de $38.200 millones que rompe la tendencia que hizo incumplir la meta de base monetaria que establecía el acuerdo con el FMI.

Comentarios Facebook