Evacuados denuncian que serán desalojados del Polideportivo y no tienen dónde vivir

Pobladores que se encuentran viviendo en el Polideportivo Policial luego de ser evacuados porque los lugares donde residían quedaron bajo agua tras la última crecida del río, en diálogo con el Grupo de Medios TVO contaron la situación por la que están atravesando en el lugar desde donde les afirmaron que el 1 de agosto serán desalojados, pero que no podrán volver a los lugares donde vivían antes y por lo tanto deben buscar la casa de algún familiar o pedir prestado un terreno para ir a vivir. El malestar radica en que esto generó indignación entre los pobladores, la mayoría de los cuales denuncia que no tiene dónde ir a vivir y que los efectivos policiales se comportan de manera inadecuada con ellos, negándoles las salidas del predio polideportivo y según denunciaron, armándoles causas a quienes se rebelen y reclamen por respuestas.
En ese marco uno de los muchachos que vivía en el lugar habló sobre lo que ocurre. «Llegó acá un oficial para que me presente en la Comisaría, querían que salga a firmar un papel, pero por no firmarles me dijeron que si salgo al baño me van a hacer desaparecer», denunció.
«A una vecina de acá le pasó lo mismo, pero a ella no le llegó una citación, se la llevaron porque sí, por querer reclamar ya que queríamos volver a nuestros terrenos y nada más, a ella a la tarde se la llevaron detenida», aseguró.
«Lo que nosotros queremos es volver a nuestras casas donde estábamos antes pero tampoco nos dejan ir ahí y no nos dan una solución, ni algún ministerio ni nada, queremos que nos den una solución por esto, me amenazaron y me dijeron que van a hacer desparecer mi familia, yo me pude escapar, salí por atrás del polideportivo, me corrieron dos cuadras y me escapé», manifestó.
Asimismo aseguró que los efectivos de la Policía no dejan que la gente se marche porque temen que vuelvan a los lugares donde antes vivían ya que son zonas inundables, «ellos quieren que la gente consiga un lugar como la casa de sus padres o un terrenito que alguien nos presente pero quién nos va a prestar», se preguntó el hombre.
«Ahora ya me hicieron una causa por reclamar y me están amenazando, tengo miedo», denunció.
De la misma forma señaló que en los terrenos donde vivían ya bajó el agua y por eso quieren volver para armar sus casillas y vivir como antes. «Ya está todo seco, nosotros queremos una solución, que nos dejen ir a nuestras casas, a las familias que salen de acá las hacen firmar un papel de que salen por su voluntad, que ellos no se hacen cargo y demás, hay muchas denuncias en el predio, ellos hacen un acta y firman los papeles la misma gente que trabaja ahí, que cocina, muchos de los testigos son los cocineros o a cualquiera que está trabajando ahí, amenazan también a la gente que está ahí», señaló.
«Soy del predio también, acá no te dejan salir, para salir tenes que decir a dónde vas, a donde te quedas, nosotros no sabemos cómo hacer, no quieren que entren familiares ni los medios para que vean como estamos, es un desastre, si uno sale a comprar a la noche tiene que volver recién al otro día temprano, si uno sale preguntan todo», dijo otra mujer que también está en el Polideportivo.
Relató además que «nosotros nos organizamos para hablar con la prensa, queríamos buscar una solución, ellos nos quieren llevar a un predio donde ya no podemos ingresar porque es privado y donde más se inunda, llueve siempre, queremos una solución pero ellos no nos quieren dar, son atrevidos».
«Tenemos que ver que pasa porque dicen que nos van a sacar a todos, dicen que está en una lista los nombres y que de a uno vamos a ir cayendo todos, ellos no dicen bien las cosas, mienten y faltan el respeto, te meten en la casilla. La orden de desalojo está lista para el 1 de agosto pero no saben a dónde nos van a meter porque no tenemos más donde ir a vivir, tenemos chicos y no sabemos qué hacer, queremos una solución, un predio alto para poder levantar una casa de material y vivir tranquilos, no queremos módulos», dijo la mujer.
Seguidamente otro vecino contó lo que sucede. «Hay un desalojo para el 1 de agosto y la solución que ellos me dan es sacarme las criaturas y mandarme preso, yo les dije que muerto me van a sacar las criaturas, yo soy padre y madre para ellos y no me los pueden sacar, ellos vinieron y dijeron que en agosto tenemos que salir todos, parece que están por hacer un festival o algo en el Polideportivo entonces sí o sí hay que buscar algún lugar para irse. Yo estaba viviendo en el barrio Sagrado Corazón, tenía un terreno que quedó bajo agua, no tengo más casas y ahí tampoco puedo ingresar porque está todo custodiado», relató.
En ese marco y ante las denuncias recibidas, un grupo de personas acudió ayer por la mañana a la Fiscalía para ver a qué se debían las causas que según ellos «fueron armadas».
«Ellos están viviendo mal ahí, es una situación muy crítica, yo tengo a 5 hijos en el Polideportivo, les había agarrado el agua donde estaban, era un predio ajeno y ahora no tienen solución de nada, les dicen que módulos tampoco hay y que ellos ingresaron ahí después de firmar papeles de que no se hacían cargo de darles módulos y viviendas, les dicen que tienen que buscar un lugar donde ir ya sea la casa de la mamá, yo tengo 5 hijos ahí y cómo me voy a hacer cargo y encima ahora ya no los dejan ingresar donde estaban y otra vez se quedan sin nada, cada vez está peor la situación de ellos, como madre me siento mal, me subió la presión», dijo María, madre de varios jóvenes que estaban en el Polideportivo.
«El miércoles se juntaron en el Polideportivo, ellos llamaron a los medios y les cerraron el portón para que no puedan salir, cuando me retiro de ahí llegó la Policía para atropellar a la gente que estaba encerrada, los amenazaron de que si alguien salía no volvía a entrar más y por eso no salieron, los querían llevar preso a mi hermano y a uno de mis hijos que ahora tiene una denuncia pero no hizo nada, nadie dijo de cortar una ruta ni nada, solo queríamos hablar con los medios para que nos den una solución, soy solo una mamá luchando por sus hijos, no es nada malo», acotó.
«Ahora vinimos a la Fiscalía a ver qué solución me dan porque si los llevan presos es peor, yo como mamá peleo por mis 5 hijos, supuestamente tienen que tener varios hijos para que les den un módulo pero ellos son chicos jóvenes, no tienen antecedentes ni nada, son estudiantes y no pueden estar así», expresó.

Comentarios Facebook