Fue a matar a su ex novia, asesinó al dueño de la casa donde ella vivía e intentó suicidarse

Un raid de furia asesina sacudió el martes a la noche a la localidad bonaerense de Quilmes, donde un hombre de 40 años protagonizó una secuencia que incluyó un asesinato, dos personas heridas con arma de fuego y un intento de suicidio, todo con la violencia de género como telón de fondo.
Según confirmaron fuentes policiales a Infobae, el episodio comenzó hacia las 19:30 en una casa ubicada sobre la calle Jujuy al 3881. Hasta allí se dirigió Reinaldo Rolando Delgado con la intención de asesinar a su ex novia, una joven de 28 años identificada como Y.E.A., quien se refugiaba en ese lugar desde hacía algún tiempo para poder escapar de la violencia y el hostigamiento que ejercía el hombre hacia ella. Como no pudo llegar a ella una vez dentro de la casa, Delgado comenzó a disparar contra todo lo que tenía en frente hasta que uno de los tiros impactó contra el dueño de la propiedad y lo mató. De acuerdo con las fuentes consultadas por este medio, la víctima fatal es Roberto Carlos Giménez, un hombre de 47 años que pese a ser asistido rápidamente, llegó sin vida al hospital.
Luego de herir al propietario, el agresor se subió a su FIAT Palio color rojo y escapó. Para ese momento, vecinos ya habían dado aviso a la Policía y luego de una breve persecución y algunos disparos por parte de Delgado hacia los efectivos, el hombre finalmente pudo fugarse. Pero no lo hizo para buscar algún escondite. Sin embargo, el hombre de 40 años estaba dispuesto a cualquier cosa y continuó con su plan de atacar a Y.E.A.., aunque sea indirectamente.
Fue así que llegó hasta la barbería en la que la joven trabaja, un local ubicado en la calle Zapiola 2183, también en Quilmes. Allí, nuevamente comenzó a los tiros e hirió en el hombro al dueño del negocio, un joven de 22 años quien se recupera en un hospital local. De acuerdo con lo que trascendió, la joven había cortado la relación en julio por la violencia de Delgado y desde entonces comenzó una serie de acosos y amenazas que la obligaron a mudarse hasta la casa de la calle Jujuy y elevar una denuncia a la justicia. Según lo que pudo saber este medio, Y.E.A. comenzó a vivir en esa vivienda junto a sus hijas hace algunos días.
Después de disparar contra el dueño de la peluquería, el atacante inexplicablemente se dirigió con su vehículo hacia la Comisaría 5° del barrio La Cañada, donde ingresó y efectuó más disparos. Según las fuentes, tiró contra la oficina de guarda y uno de los despachos ubicados dentro de la sede policial. El ataque fue repelido por la oficial Belén Yanina Lorincz, quien logró que Delgado se diera a la fuga nuevamente. Sin embargo, uno de los tiros efectuados por el violento llegó a rozar en la cara de una oficial que estada dentro de la comisaría y por poco la tragedia era aún peor. Según el médico que la revisó en la Unidad de Pronta Atención (UPA), la uniformada -identificada como Natalia Estefanía Gómez- sufrió una escoriación en el pómulo derecho.
Finalmente, un llamado al 911 alerta a la Policía de que en la calle República del Líbano, en la esquina con 390, estaba el Fiat Palio de color rojo reportado minutos antes luego de la serie de ataques. Cuando llegaron, los efectivos observaron que en el interior del vehículo estaba Delgado con un disparo en la cabeza. En minutos fue trasladado por una ambulancia de SAME hacia el Hospital Iriarte de Quilmes. Ingresó “en estado crítico con una herida de bala en el cráneo”, según fuentes del caso.
De acuerdo con la agencia Télam, se conoció que Delgado fue denunciado varias veces por su expareja en una comisaría de Quilmes. En intervino el fiscal Jorge Saizar, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 5 de Quilmes, quien calificó el expediente como homicidio, tentativa de homicidio, lesiones leves y tentativa de suicidio.

Comentarios Facebook