Guzmán anunció envío al Congreso de proyecto para el fortalecimiento de la deuda pública argentina

09/11/2020; Ciudad de Buenos Aires: El ministro de Economía, Martín Guzmán, anticipó hoy que esta semana se girará un proyecto de ley al Congreso nacional para fortalecer la sostenibilidad de la deuda pública. Fotografía de archivo del día 16/09/2020. Foto: Víctor Carreiras/Télam/AA

El ministro de Economía, Martín Guzmán, anticipó que esta semana se girará un proyecto de ley al Congreso nacional para fortalecer la sostenibilidad de la deuda pública, en la que se propondrá que todos los préstamos en divisas extranjeras deberán tener previamente la aprobación del Parlamento, al igual que los programas que se negocien con el Fondo Monetario Internacional (FMI).
El anuncio del titular del Palacio de Hacienda fue dado a conocer en la jornada previa a la llegada de la nueva misión del organismo multilateral al país, que arribará hoy y que a lo largo de las próximas dos semanas mantendrá una serie de reuniones con funcionarios para avanzar en la negociación de un nuevo programa de financiamiento de la deuda que tiene el país por un monto de capital de US$ 43.900 millones.
“Pensamos que sería sano que las decisiones de pedir préstamos en divisas extranjeras tengan la aprobación del Congreso. Esta semana vamos a presentar un proyecto de ley que contenga como uno de los elementos la aprobación del Parlamento por los préstamos en divisas”, dijo ayer a la mañana Guzmán al participar de un seminario convocado por la organización gremial internacional UNI Global Union.
El ministro subrayó que la iniciativa apunta a “convertir la sostenibilidad de la deuda en una política de Estado”.
El proyecto, que en estos días se enviará al Congreso promueve, entre otros temas, que el endeudamiento en moneda extranjera bajo ley internacional y con prórroga de jurisdicción requerirá autorización del Parlamento, así como también los futuros programas con el FMI.
“Los préstamos en divisas tienen que ser responsables, y los países que han tenido una larga historia de inestabilidad en deuda tendrían que darle una mayor participación al Congreso en estas decisiones”.
Con respecto a la misión del FMI que arribará mañana al país, Guzmán señaló que “hemos estado haciendo un trabajo muy constructivo con el organismo y la intención es reemplazar el programa actual por uno nuevo que se base en principios completamente diferentes”.
La delegación del FMI estará encabezada por Julie Kozack y Luis Cubeddu y el diálogo con las autoridades argentinas -según anticipó el viernes pasado el organismo- se centrará en la agenda fiscal, monetaria y estructural en el mediano plazo para apoyar el plan económico del gobierno.
“Entendemos que no hay restauración de la estabilidad macroeconómica sin la recuperación del crecimiento económico”, explicó el jefe de la cartera de Hacienda al exponer ayer a la mañana.
En cuanto a los lineamientos que formarán parte de la mesa de negociaciones, aclaró que “en los los tiempos venideros será muy importante que los programas del FMI se basen en premisas apropiadas”.
De acuerdo a su visión, esas premisas se deben respaldar “en la evidencia, con una participación generalizada a nivel nacional cuando se trata de discutir los términos de un programa con el FMI”.
“Es muy importante cuando enfrentamos una situación de carga de la deuda insostenible, que se aborde de manera oportuna y suficientemente bien”, consignó el ministro.
Esto implica “que haya una redefinición de los contratos de deuda con suficiente alivio para que se puedan implementar las políticas que sean necesarias para la recuperación económica”.
De hecho, cuando no se percibe ese alivio “se observan problemas más profundos que hacen crecer el desempleo, la pobreza y la desigualdad”.
El ministro Guzmán también destacó la necesidad de “implementar reformas a nivel internacional que aseguren que las crisis de deuda soberana se resuelvan a tiempo”.
“Un mejor sistema en lo que respecta a la arquitectura financiera internacional, que se complementa con mejores contratos con Cláusulas de Acción Colectiva modernas”, afirmó el ministro.
Por otro lado resaltó la importancia de avanzar en los consensos alcanzados durante el encuentro del G20 (Grupo de los Veinte) en cuanto a “una ampliación de los derechos especiales de giro”.
“Es el momento de ampliar los derechos especiales de giro, es esencial crear liquidez, se necesita del liderazgo del FMI y este es el momento para hacerlo”, indicó el ministro de Economía.
La ampliación de esos derechos especiales “sería positivo para todo el mundo” y “es importante que se pongan a disposición créditos para financiar infraestructuras públicas, que es un factor multiplicador de la economía”, concluyó.

Comentarios Facebook