Horacio Zambón: “Vamos a tener que vivir varios meses más con esta bajante”

El coordinador ejecutivo de la Unidad Provincial Coordinadora del Agua (UPCA), ingeniero Horacio Rodolfo Zambón, advirtió que “vamos a tener que vivir varios meses más con esta bajante del río Paraguay” en todos los puertos, y anticipó que según estimaciones para los meses de febrero o marzo del año 2021 recién se espera que se revierta este panorama de prolongada sequía.
El titular de la UPCA contextualizó que a nivel continente sudamericano estamos enclavados en la Cuenta del Plata que lo integran los países de Bolivia, Paraguay, Argentina, Uruguay y Brasil, mientras que la región biológica es la Chaqueña.
“El Gran Chaco Americano es una región que, si bien es caracterizada muchas veces por épocas de excesos hídricos, ahora nos toca ver la otra cara de la moneda con la extrema sequía que reina en esta región, y la consecuente prolongada bajante de los ríos de la Cuenca del Río de la Plata”, explicó el funcionario provincial.
En este contexto, recordó que la Cuenca del Río de la Plata está conformado por el Paraná, que es el río más grande y extenso, los ríos Uruguay, y, en el caso de Formosa, por el Paraguay, Pilcomayo y Bermejo. “O sea, estamos ubicados en un lugar estratégico, pero a pesar de estar irrigado por estos importantes cursos fluviales, las precipitaciones están ausentes prácticamente hace más de un año; ésta es una seca general y nos tiene que concientizar a todos sobre el uso responsable en el manejo del agua”, precisó.
Ante esta realidad, marcó: “Todavía no se avizoran etapas que reviertan la situación” y consideró que según algunas estimaciones, “para fines de febrero o marzo podríamos estar igualando estos procesos a través del aporte hídrico fundamental estratégico del agua de precipitación”, de acuerdo a un enfoque general.
El coordinador ejecutivo de la Unidad Provincial Coordinadora del Agua también ahondó en lo que se refiere a la situación de los ríos en el territorio provincial, distinguiendo por un lado lo que sucede con el río Paraguay a través del curso que lleva el mismo nombre, y por otro lado, los ríos Bermejo y el Pilcomayo.
“En el caso de los ríos Bermejo y Pilcomayo nacen en sector boliviano y es esperable que en esta época del año ambos cursos fluviales estén en proceso de bajante. O sea, es una condición normal estadísticamente esperable que estemos transitando el mes de octubre –noviembre y prácticamente hasta las fiestas de Navidad y Año Nuevo, con esos parámetros”, indicó Horacio Zambón.
No obstante, manifestó que “algunos frentes de tormentas que se hicieron presente en la cuenta del río Pilcomayo aportaron unos escasos caudales, pero que igualmente son bienvenidos”, dadas las condiciones que actualmente estamos teniendo en la región.
Consideró oportuno recordar que sobre la zona de repartición de las aguas del Pilcomayo, en el departamento Ramón Lista, se encuentra la importante obra del proyecto Pantalón que el año que viene cumplirá 30 años, la cual distribuye los caudales entre Argentina y Paraguay.
Respecto al río Bermejo, sostuvo que habrá que esperar hasta fin de año para que pueda responder con caudales considerables
Por último, describió que el río Paraguay, que tiene su naciente fluvial en territorio brasileño en la zona del Gran Pantanal, el cual es tres veces la superficie de Formosa, tuvo frentes de tormentas pero no llega a ser considerable la precipitación para brindar suficiente agua a todo el curso fluvial.
Por esta razón, “todos los puertos están en bajante y van a seguir así durante un largo tiempo”, admitió el ingeniero Horacio Zambón, y recalcó que “la bajante, lamentablemente, sigue y vamos a tener que vivir varios meses más con esta realidad”.

Comentarios Facebook