Lavagna afirmó que en propuesta por la deuda deben considerarse pagos ya efectuados por el gobierno

El exministro de Economía Roberto Lavagna elogió ayer la propuesta de reestructuración de deuda del gobierno y recordó que deben deducirse del total los u$s 4.571 millones ya pagados con autorización del Congreso.

Lavagna, que encabezó como ministro el canje de deuda del 2005, recordó que «en demostración de buena fe», y con apoyo del Congreso, el gobierno pagó con reservas «4.571 millones de dólares para continuar pagos de deuda con la mira puesta en un arreglo el 31 de marzo del 2020».

En un su cuenta de Twitter, el ex ministro consideró que «toda oferta debe incorporar estos pagos como parte de los compromisos ya ejecutados de buena fe».

Lavagna elogió la propuesta de reestructuración del gobierno al sostener que se hizo sobre «sobre la base de la buena fe, a fin de cumplir compromisos de manera compatible con el necesario crecimiento del país».

«La propuesta oficial lleva así a que lo ofertado es mayor y por ende más generoso que lo que calculan los acreedores. El FMI ha avalado implícitamente estos datos», señaló Lavagna.

«El acuerdo en base a la propuesta actual o a la que -según el Gobierno- pudiere llegarse, no debería ignorar esta realidad. Buena fe y margen para el crecimiento han sido la base para alcanzar un amplio consenso social y político», añadió.

Lavagna recordó que al asumir el gobierno la deuda pública estaba en default, ya que la administración anterior la había «reperfilado unilateralmente».

Comentarios Facebook