Luis Naidenoff presentó hábeas corpus por la situación de las personas en el Cincuentenario

El senador Luis Naidenoff, con el patrocinio de las abogadas Agostina Villaggi y Emilia Maciel, presentó en la Justicia Federal un habeas corpus colectivo por la situación de las personas alojadas en centros de aislamiento, en particular, en el estadio Cincuentenario. Solicita el cumplimiento del aislamiento de forma domiciliaria, conforme protocolos del Ministerio de Salud de la Nación.
Allí afirma que existe una limitación inconstitucional de la libertad individual y una amenaza a la misma, denuncia la vulneración de los derechos humanos fundamentales y de salud en más de una docena de casos. Sostiene que no se cumplen con los stándares de salubridad e higiene y se alojan a cientos de personas, hombres, mujeres y niños con PCR positivo, con PCR negativo y otras a la espera de resultados, violentando la dignidad humana, la privacidad e intimidad y la salud física y psíquica.
En consecuencia, solicita la inmediata intervención de la Justicia para que las personas cumplan en el aislamiento en sus domicilios bajo los protocolos y recomendaciones del Ministerio de Salud de la Nación.
Luego de haber recurrido en mayo del 2020 a la Corte Suprema de Justicia por la situación de los varados, dando puntapié al fallo que ordenó el ingreso de miles de formoseños a la provincia, Naidenoff reitera ante la Justicia Federal las acciones para el cumplimiento de los derechos humano, esta vez, de quienes se encuentran aislados en los Centros de Asistencia Sanitaria.

La acción

La acción de habeas corpus correctivo colectivo es interpuesta a favor de todos los ciudadanos que se encuentran en cuarentena en los diferentes centros de aislamiento, por ser casos positivos asintomáticos o leves de COVID-19, y para todas aquellas personas que se encuentran en la misma situación y aún esperan los resultados de las pruebas de PCR.
En la presentación, los abogados justifican la medida por dos motivos, el primero es que las personas son llevadas a dichos centros sin su consentimiento, en contra de su voluntad o cuanto menos sin hacerle saber que tienen otras opciones, por lo cual constituye sin duda alguna restricciones a la libertad de las personas.
El segundo motivo es que frente a cualquier intento de rechazo de la “internación” en dichos centros se activa la amenaza que en caso de desobediencia serán imputadas en orden al delito del artículo 205 del Código Penal y en consecuencia también privadas de su libertad, lo cual torna a la acción de habeas corpus como la vía ineludible.
Sostienen que el Centro de Asistencia Sanitaria del estadio cincuentenario “no cumple con los estándares mínimos de salubridad e higiene, y a pesar de ello, el Estado Provincial decidió alojar ciento de personas de distintas edades y sexo (bebes, niñas, niños, adolescentes y adultos), algunos de ellos con PCR positivo para COVID-19 y otros a la espera de los resultados o bien con PCR negativo”.
“Genera una situación de peligro y vulnerabilidad, violentando la dignidad humana, el derecho a privacidad e intimidad, el derecho a la salud física, psíquica y moral, de quienes deben compartir un mismo espacio (ya que solo hay divisiones precarias que no otorgan la más mínima privacidad e intimidad a las persona, y tampoco respeta la distancia de 2 mts), un mismo baño, y se debe tolerar y soportar todo tipo de situaciones con cientos de personas desconocidas”, indicaron.
“A ello se debe sumar la falta de ventilación y refrigeración que existe en el lugar, y los reflectores prendidos casi la 24 hs para evitar cualquier situación indeseable, ya que como dijimos en un estadio de básquet/vóley devenido en centro de atención y aislamiento”, añadieron.
En tanto afirman que las medidas, adoptadas por el Gobierno, en cuanto a no permitir que las personas asintomáticas, leves o contactos estrechos efectúen los aislamientos en sus domicilios particulares “vulnera el derecho humano fundamental, como es el derecho a la salud afectando la integridad física y psicológica de toda persona”.
Aseveran que las mismas “generan temor y angustia en la ciudadanía que se resiste a ser llevadas a los centros de asilamiento que se asemejan más que a un lugar de contención y cuidado a un régimen carcelarios, con condiciones de hacinamiento evidentes que generar innegables daños a la salud física y psíquica de los aislados, siendo una grave afrenta de la dignidad humana”.
“Conforme lo establecido por el Ministerio de Salud de la Nación, la regla es que las personas que padecen COVID-19 con síntomas leves o asintomáticas deben efectuar el aislamiento en sus domicilios particulares, y la excepción y ante situaciones más complejas el asilamiento o la atención en hospitales o sanatorios”, recordaron.

Consecuencias

Además, describen que como consecuencia del encierro, del hacinamiento y la ausencia de espacios de aireación; falta de contención psicológica “existe un quebrantamiento del estado de la salud mental de las personas” y citan a modo de ejemplo algunos de los padecimientos más frecuentes: incremento la necesidad de recibir atención psicológica, incremento de ataques de pánico, ansiedad; taquicardia, sofocación; agobio; irritabilidad, insomnio; pesadillas, angustia incesante; fatiga y llanto.
Por último, solicitan que se otorguen “en tiempo y forma” los resultados de los hisopados a las personas y que se permita realizar la cuarentena en sus domicilios particulares de conformidad con las recomendaciones del Ministerio de Salud; como mecanismo de respeto a los la integridad física, moral y psicológica de las personas que contrajeron COVID-19.

Abogadas

“Estamos convencidos que en los centros de aislamientos dispuesto por el Gobierno Provincial no se respetan las condiciones de salubridad e higiene que ordena el Ministerio de Salud de la Nación para la realización de cuarentenas, como así tampoco los derechos humanos de las personas allí alojadas, por eso presentamos esta acción de habeas corpus correctivo, con el objetivo de que se tomen las medidas para hacer cesar esta grave situación de aislamiento”, comentó la abogada Agostina Villaggi.

Comentarios Facebook