No hay dinero que alcance

Con la suba constante del dólar y la inflación de este país no hay bolsillo que aguante, así uno gane lo que gane y más aún si tenemos hijos chicos. Argentina es el único país donde uno vive para trabajar y apenas le alcanza para comer. Y nos quieren hacer creer que somos potencia. Una vergüenza.

Comentarios Facebook