No hubo acuerdo y los pilotos ratificaron ayer el paro de 48 horas durante el fin de semana

El Gobierno y los sindicatos de pilotos de líneas aéreas no lograron alcanzar un acuerdo salarial y los dirigentes gremiales ratificaron el paro de 48 horas que habían anunciado para este fin de semana. La medida paralizará vuelos de Aerolíneas Argentinas y Austral el sábado y el domingo, y con el objetivo de desactivarla, el Ejecutivo dictó la conciliación obligatoria.
Sin embargo, dos de los sindicatos involucrados consideran que en una etapa anterior de este conflicto la Secretaría de Trabajo ya había dictado la conciliación obligatoria, que solo se puede aplicar en una oportunidad por cada discusión entre gremios y patronales. De esta forma, el paro del fin de semana seguiría en pie.
El encuentro, que duró más de siete horas, fue en la sede de la Secretaría de de Trabajo y participaron la Asociación de Pilotos de Líneas Aéreas (APLA) que lidera Pablo Biro y la Unión de Aviadores de Líneas Aereas (UALA) que conduce Cristian Erhardt. La reunión, de la que también participaron directivos de Aerolíneas Argentinas, fue convocada por el Gobierno para intentar destrabar el paro, pero finalmente no hubo acuerdo, confirmaron a Infobae fuentes de APLA.
Antes de la reunión quien volvió a tomar parte del conflicto, por segunda vez en la semana, el candidato del Frente de Todos Alberto Fernández, quien reiteró su pedido para que los gremios de pilotos levanten el paro, ya que afirmó que “el que paga el reclamo es el usuario”, aunque reconoció la legitimidad de la medida de fuerza.
“Sé que la Argentina y todos los que trabajan están en una situación compleja. No hay paritarias en ningún lado, porque los incumplimientos son constantes. El Gobierno llevó adelante una política de favorecer al sector empresario porque creen que el trabajo es un costo. El planteo de los trabajadores lo entiendo, lo comparto y entiendo la legitimidad del reclamo”, sostuvo el postulante opositor.
En diálogo con Radio Con Vos, advirtió que “en el caso particular de Aerolíneas, como en todos los servicios públicos, un paro le complica la vida a mucha gente”. “Quiero sostener e impulsar a Aerolíneas. Lo que intento decir es que entiendo todo el reclamo, pero el que paga el reclamo es el usuario. Está claro que un Gobierno que está en retirada no va a cambiar su política”, remarcó Fernández.
La huelga fue decidida tras una asamblea que llevaron a cabo este lunes los trabajadores, lo que generó que más de 70 vuelos fueran cancelados en el Aeropuerto de Ezeiza y en el Aeroparque Metropolitano.
El punto central del reclamo es que las empresas concedan una recomposición salarial de 22 puntos porcentuales, el valor adquisitivo que perdió su salario con relación a la inflación, según los sindicatos.
La medida de fuerza arrancará a las 0:00 del sábado y finalizará a las 23:59 del domingo y quienes tengan previsto viajes en esa franja horaria deberán reprogramarlos o podrán solicitar la devolución del dinero.
Tras la ratificación del paro, el secretario general de APLA, Pablo Biró, dijo que “está agotado el período paritario y tomaron la postura de recomponer cero, así que no tenemos más novedades”. En esa línea, consideró que ya no es posible aplicar la conciliación obligatoria porque la Secretaría de Trabajo ya lo hizo en un tramo anterior del conflicto salarial.
“Estamos muy por debajo de la inflación, los aeronáuticos fuimos muy castigados”, agregó, y advirtió que “lamentablemente esto va a escalar”. En ese sentido, dijo
Respecto del pedido de Alberto Fernández, Biró dijo que en APLA “estamos de acuerdo” con la premisa de que las medidas de fuerza perjudican a los usuarios, aunque aclaró que «escuchamos el mensaje de Alberto y lo repensamos. Pero no estamos dispuestos a ser víctimas. No tenemos margen. El tema salarial no tiene nada que ver con lo político”.

Comentarios Facebook