Otra liga que vuelve: el fútbol en Rusia se reanudará el 21 de junio

La Liga de fútbol de Rusia, donde juegan cuatro argentinos, se reanudará el 21 de junio, según decidió este viernes la Unión de Fútbol de Rusia (UFR). Para la decisión tuvo en cuenta la reciente medida del Gobierno ruso de levantar gradualmente las restricciones por el coronavirus.

Tras el parate por el coronavirus, el 21 de junio arrancará la 23ra. fecha con el Zenit San Petersburgo como puntero con 50 unidades, seguido por Lokomotiv Moscú y Krasnodar con 41.

Precisamente el partido más destacada de la fecha será CSKA Moscú, que es ahora quinto clasificado, y Zenit, vigente campeón que cuenta con los argentinos Sebastián Driussi, Emanuel Mammana (ambos ex River) y Emiliano Rigoni (ex Belgrano e Independiente).

El otro argentino que juega en la Liga rusa es el delantero Andrés Vombegar, quien se desempeñó en el ascenso de nuestro país vistiendo las camisetas de Los Andes y Fénix.

Las ocho fechas que restan deberán jugarse del 21 de junio al 22 de julio, lo que significa que cuatro de las jornadas de Liga se desarrollarán entre semana.

La Liga rusa fue una de las últimas en Europa en suspender sus partidos a mediados de marzo pasado, ya que la pandemia se hizo notar en Rusia más tarde que en Europa Occidental.

Por el momento no precisan si los encuentros se jugarán con o sin público en las gradas, aunque el presidente ruso, Vladímir Putin, explicó que el levantamiento de las restricciones depende de cada región en concreto.

Además, aunque la prensa había sugerido lo contrario, descenderán los dos últimos clasificados, que ahora son el Akhmat de Grozni, con 20 puntos, y el Krilie Sovétov con 22.

El hueco que dejen los descendidos será cubierto por los dos primeros equipos de la división de planta, Rotor y Khimki, cuyo campeonato fue suspendido en marzo y no se reanudará.

En cuanto a la copa, se reanudará también el 21 de junio y la final se jugará el 25 de julio.

En tanto, la Liga ucraniana anunció que reanudará la competición el 30 de mayo, mientras la vecina Bielorrusia, que tiene casi 27.000 casos y 151 muertos por coronavirus, decidió dar comienzo a la liga en marzo pese a la pandemia y, al día de hoy, es el único torneo del continente aún en marcha.

Comentarios Facebook