Resumiendo la semana: »Días de anticipo»

Pasamos una semana con anticipaciones de cortes de luz, de agua, de falta de colectivos, de nuevos aumentos, de cortes de ruta y de mucha inseguridad, mientras aguardamos el primer debate presidencial y estamos en la previa de las elecciones generales.


La inseguridad no discrimino clases sociales y dio una oportunidad a los que no la tuvieron o se quedaron sin trabajo como dijeron algunos referentes políticos. El empresario de medios, «Chacho» Amarilla, se vio abordado por dos personas que casi mataron a su esposa de 70 años buscando una plata que no iban a encontrar en su casa. Antes pasó por la casa de otro empresario y de un ex ministro nacional.


Pero el trabajo de delincuente no solo busca a empresarios, también a madres que duermen solas con sus hijas, a mujeres que esperan las paradas de colectivos o a comerciantes que buscan sus oportunidades. Todo mientras los delincuentes acumulan y acumulan causas por robos y siguen libres, en esa búsqueda de brindar trabajo que tiene el Estado y sus poderes.


Los anticipos de cortes de luz y agua también fueron una constante en esta semana que nos dejó. Barrios enteros que ya saborearon y sintieron el verano que nos espera. Algo así sintieron los usuarios de Crucero del Sur, que esperaron hasta 2 horas con el hermoso pleno sol, a que llegaran las unidades demoradas por otro conflicto gremial. Al parecer la crisis que niegan que existe, si existe y no solo perjudica a los usuarios, también a las madres judicializadas y los choferes.


Los cortes de ruta perjudicaron a muchas personas, algunos por reclamos y otros por peaje. En el barrio Namqom una denuncia por intento de secuestro motivó a varios vecinos a colocarse sobre la ruta nacional 11 exigiendo seguridad. Cerca de El Chorro, también pedían por seguridad un grupo de manifestantes, seguridad de contar con 500 pesos por vehículo que quería atravesar el corte.


En lo político siguió todo igual, con declaraciones polémicas pero a la altura de nuestros representantes que como siempre tienen las soluciones mágicas a los problemas que nos afectan. Así, y por las dudas, ya aumentaron los medicamentos y la harina, agrandando la grieta entre el bolsillo y el mes, todo está tan seco que hasta el río Paraguay presenta un descenso tan veloz que no se registra hace más de un siglo.


La nueva industria laboral se vio golpeada, no por las medidas económica, sino por los operativos de narcomenudeo y secuestró de cigarrillos y mercadería de contrabando. Que lo tiro che, el gobierno siempre perjudicando a la gente. Así pasamos una semana con los adelantos de lo que no espera, o al menos esperaría siendo más optimistas.


Disfrute del fin de semana y cuídese del calor.


Buen domingo.

Por Nathaniel Cáceres

Comentarios Facebook