C-5: vendedores que fueron desalojados de la calle Cánepa piden ser reubicados

El miércoles desde las 09:30 horas, personal de la Dirección de Bromatología junto a la Delegación Unidad Regional Uno del Distrito Cinco se aceró a las casillas improvisadas enclavadas por parterres de la calle Cánepa, desde el Hospital Distrital N°8 hasta calle Francia, donde notificaron a los ocupantes que abandonen el predio en el término de 48 horas.
Ayer, el Grupo de Medios TVO se acercó hasta el lugar donde habló con las personas que allí se encuentran quienes pidieron ser reubicados para poder seguir trabajando y coincidieron en que si deben pagar por un lugar así lo harán.
«Somos comerciantes independientes, yo vendo verduras, plantas y algunos remedios, este es mi lugar de trabajo. Ayer desde el Municipio vinieron a sacarnos siendo que hace cinco años estoy en la zona; recibimos la notificación y sólo pedimos la reubicación», dijo María -una comerciante del lugar- que además pidió al gobernador Gildo Insfrán que «nos ayude porque queremos la reubicación de los formoseños trabajadores».
«No nos pueden dejar sin el pan para nuestros hijos, qué quieren que hagamos, a dónde vamos a ir a trabajar; por favor necesitamos que se haga algo en cuanto a la situación de los trabajadores que estamos acá», añadió.
Seguidamente, la mujer fue consultada por si fueron autorizados en algún momento a estar en la vereda. «Nosotros somos pequeños productores que vendemos verduras; estábamos esperando a que nos reubiquen pero no a que nos desalojen de acá. No podemos dejar de trabajar, tenemos que comer y pagar nuestras cuentas, todo está muy caro hoy en día; exigimos algún tipo de respuestas, nos dijeron que en 24 horas nos vayamos pero no tenemos a dónde si acá trabajamos», asintió.
Por otra parte Miguel expresó: «mi situación es la misma que los demás compañeros, entendemos que estamos en un lugar complicado, pero necesitamos rebuscarnos. Estamos dispuestos a ir a otro lugar pero con el permiso de trabajar. A nosotros nos prometieron que íbamos a ser reubicados para poder continuar dedicándonos a nuestra actividad». Y agregó que «vivimos gracias a lo que hacemos acá. No tendríamos problema de poder ir hasta el mercado Frutihortícola del B° 7de Mayo y estamos dispuestos a pagar un lugar para trabajar tranquilos».
«Las mismas personas de la Municipalidad que venían a hacer la multa nos decían que no pasaba nada, que estaban haciendo su trabajo y era solo rutina. De ignorantes nos quedamos tranquilos y sin nada concreto», confió.
«Nosotros estamos trabajando, lo único que queremos es poder continuar. No hay fuente laboral, qué quieren que hagamos. Yo soy una persona mayor y no tengo muchas posibilidades más que atender mi puesto de verdura», aseveró por su lado Lorenzo, otro de los vendedores. Añadió además que «no tenemos problemas en que nos reubiquen, lo único que no queremos es quedarnos sin nuestra fuente laboral, si nos llevan a otro lugar y tenemos que pagar lo vamos a hacer. Queremos que nos den un lugar para trabajar, esa sería la solución de fondo».
De la misma forma, Antonio, otro de los puesteros, contó: «ayer -miércoles- nos hicimos presente en Bromatología, tuvimos una charla con el Director y le explicamos que lo único que queremos es un lugar donde podamos trabajar, no pedimos planes ni bolsones, queremos ganarnos el pan de cada día dignamente. Nos informaron que acá no podíamos utilizar el espacio público».
«Nosotros tenemos el apoyo de comerciantes que pagan sus impuestos porque saben perfectamente que lo único que hacemos es venir a trabajar, no venimos a delinquir ni nada. Entendemos que quizás tiene que ver también con la estética del lugar por eso pedimos que nos pongan una casilla y nos cobren, que vamos a pagar», confió el mismo.
Finalmente, son unas 25 las familias que esperan por una pronta respuesta, quienes viven de la venta callejera de frutas, verduras, remedios, torta a la parrilla, choripán, etc.

Comentarios Facebook