Se suman donantes de sangre voluntarios desde la localidad de Riacho He Hé

Una nueva jornada de colecta de sangre se llevó adelante en el hospital de la localidad de Riacho He Hé. La misma estuvo coordinada por el Centro Regional de Hemoterapia y articulada con la posta de donación del hospital de Laguna Blanca, distante a unos 30 km.
En la oportunidad fueron captados nuevos donantes voluntarios y se difundió en la comunidad la importancia de la donación de sangre para salvar la vida de nuestros semejantes.
Bioquímicos y técnicos en hemoterapia, se trasladaron hasta el nosocomio de Riacho He Hé con los insumos, materiales y equipos específicos necesarios para concretar la extracción de sangre a cada donante, efectuada con la colaboración y acompañamiento del equipo de salud local.
“Fue una jornada exitosa con amplia participación de la comunidad riachense. Gracias al fuerte trabajo de concientización que viene haciendo el ministerio de Desarrollo Humano formoseño por medio del Centro Regional de Hemoterapia y del Programa Provincial Sangre Segura, hay cada vez más personas que comprenden y se interesan en ser donantes de sangre voluntarios, habituales, seguros y gratuitos”, señalaron desde la dirección del hospital de Riacho He Hé.
“Estamos muy agradecidos con cada uno de los nuevos donantes que concurrieron. También con los colegas de los equipos del Centro Regional y del hospital de Laguna Blanca donde se encuentra la posta de donación más cercana. Días previos a la colecta realizaron un fuerte trabajo de promoción, difundiendo en la comunidad los insustituibles beneficios que trae la donación de sangre a la salud de quienes la necesitan”, añadieron.

Concientización

La donación de sangre no posee contraindicaciones de ningún tipo, solo requiere que el donante esté en buenas condiciones de salud. Es por excelencia el acto más generoso, altruista y solidario de amor por el prójimo que necesita de este líquido vital e irremplazable, sobre todo para las personas que se encuentran en estado delicado de salud, internados y pacientes con enfermedades terminales.
Una sola unidad de sangre donada de 450 cm3, puede salvar entre 3 y 4 vidas por medio de la separación de sus hemocomponentes. Hasta el momento, no puede fabricarse ni sustituirse, es por eso que solo puede obtenerse de la voluntad que tenga una persona de donarla a su semejante.
Las colectas masivas cumplen un rol fundamental porque favorecen el acceso a la donación. La experiencia de la donación es fundamental, ya que son muchos los mitos que rondan en torno a esta, pero cuando efectivamente se concreta las personas pierden el miedo y se dan cuenta del valor que tiene este acto tan noble, un proceso que se realiza bajo la vigilancia estricta de profesionales especializados que garantizan una completa seguridad para el donante y para el paciente que recibe la donación.

Comentarios Facebook