Comerciantes volvieron a realizar una olla popular en la zona del Mercadito Paraguayo

En la jornada de ayer y pese al mal clima, comerciantes de la zona del Mercadito Paraguayo volvieron a realizar una olla popular entre Brandsen y Belgrano, la cual pudo lograrse gracias a donaciones que ellos mismos realizaron con el fin de brindar alimento a quienes están pasando por un momento difícil debido a la falta de ventas o el impedimento de poder trabajar por no ser “esenciales”.
Colocaron dos ollas de 50 litros cada una en un local donde picaron las verduras y las carnes para hacer un guisito de arroz y luego la trasladaron a la vereda donde fueron repartiendo a quienes se acercaban con sus recipientes.
Esta movida la vienen realizando desde hace algunas semanas, teniendo en cuenta la difícil situación económica de muchos trabajadores y la falta de respuestas del gobierno a este escenario. En todo el sector que rodea la zona hubo controles policiales y gran presencia de efectivos, algo que no llamó la atención de organizadores, teniendo en cuenta que las veces anteriores también estuvieron custodiados.
En ese sentido, una de las participantes de la olla, habló con el Grupo de Medios TVO sobre la movida solidaria. “Desde temprano estamos acá, vamos a hacer guiso de carne, entre la gente del mercado pusimos nuestro granito de arena y pudimos comprar las cosas, vamos a volver a cocinar las dos ollas de 50 litros, ya pusimos el cartel en la esquina para que quienes se puedan acercar y pasen los controles vengan a buscar la comida”, expresó.
En cuanto a la gran presencia policial en el lugar, señaló que “volvimos a amanecer con muchos efectivos en la zona, tenemos custodia en el mercado, ya lo tomamos con humor porque no puede ser que cada vez que tratamos de hacer algo bueno por el pueblo nos traten de esta manera. Yo vivo en esta cuadra y nunca hay control y los días que nos ponemos de acuerdo para hacer estas cosas ponen el control en San Martín y Brandsen, también en Brandsen y Belgrano en la esquina, le piden el permiso de circulación a la gente y a los que pasan caminando también”.
Para evitar problemas con la Policía, contó que iban a cocinar adentro de un local y luego iban a sacar las ollas a la vereda para repartirle a la gente. “No nos dejan cocinar en la vía pública, nos dijeron que es una actividad que está prohibida, por lo visto está prohibido dar de alimentar al que no tiene pero una vez que terminamos de cocinar en el lugar que nos brindó una de las compañeras del mercado sacamos la olla a la esquina y repartimos la comida”, señaló.
“Da vergüenza ajena y quedaría muy mal de parte de la policía que ya no nos dejen repartir la comida lista, nadie se aglomera, todos hacen la fila con el distanciamiento, con el barbijo puesto, vienen con su olla, con su plato o lo que sea”, contó.
Destacó además que de las dos ollas de 50 litros salen alrededor de 200 porciones de comida.
Para finalizar, aseveró que de seguir la negativa del gobierno de dar soluciones, seguirán acercándose a las afueras de Casa de Gobierno para protestar. “Vamos a ir pacíficamente hasta que nos den una respuesta, tratamos de no ser agresivos porque estamos buscando una respuesta, ya nos cansamos, no tenemos miedo, nos vamos a ir hasta que nos den una solución con respecto a los comercios”, advirtió.

Comentarios Facebook