Mauricio Macri recibirá a la Iglesia tras la derrota en las PASO para analizar la situación social

La situación social, el impacto de las medidas económicas post PASO y las condiciones de «diálogo fructífero y auténtico» en medio de una delicada coyuntura de la Argentina. Bajo estas prerrogativas se reunirá hoy a las 10 la cúpula de la Iglesia con Mauricio Macri en un encuentro reservado que se dará en la Casa Rosada.

Los obispos que conforman la Conferencia Episcopal Argentina presidida por monseñor Oscar Ojea estarán cara a cara con Macri a quien no ven desde diciembre del año pasado en que fue la reunión por el saludo navideño anual. Ahora los máximos referentes de la Iglesia volverán a la Casa Rosada ante un país completamente diferente: después de unas PASO donde el oficialismo fue duramente derrotado, con unas elecciones de octubre que definirán el nuevo rumbo del país y ante una compleja situación social potenciada por la incertidumbre económica.

«Hay buen ánimo de diálogo y se evaluará la situación social del país», expresó a Infobae un referente de la Iglesia a propósito de la reunión de los obispos con Macri que se realizará hoy a las 10 en el despacho presidencial. En este sentido, se prevé que Macri aborde directamente con los obispos el impacto de las medidas económicas que tomó después de las PASO para frenar el crecimiento de la pobreza y el malestar social con la economía.

Según confirmaron a Infobae fuentes de la Conferencia Episcopal Argentina y de la Casa Rosada, la reunión de los obispos con Macri fue pedida por el Presidente, ya que ese encuentro no estaba previsto en la agenda institucional de las autoridades eclesiásticas.

A la vez, allegados a la cúpula de la Iglesia detallaron que el pedido de reunión se dio pocas horas después de que en la Casa Rosada se enteraran que Alberto Fernández se había reunido con la cúpula eclesiástica en el contexto de las reuniones con todos los candidatos presidenciales viene manteniendo la Iglesia.

Macri estará presente en el encuentro de hoy con el titular de la Conferencia Episcopal, monseñor Oscar Ojea, y también los recibirán el jefe de Gabinete Marcos Peña; la ministra de Desarrollo Social, Carolina Stanley, y el secretario de Culto, Alfredo Abriani. Por el lado de la Iglesia además de monseñor Ojea estarán el arzobispo de Buenos Aires, Mario Poli, y los obispos Marcelo Colombo y Carlos Malfa.

«Esta reunión es en el marco de intensificar los contactos desde el Gobierno con otros sectores y actores sociales para cuidar a los argentinos en este proceso electoral», explicaron fuentes de la Casa Rosada. Sin embargo, descartaron la posibilidad de analizar las medidas anunciadas por el Gobierno en materia económica.

Desde la Iglesia dijeron que se abordará la situación social que preocupa a los obispos ante un avance de los niveles de pobreza que llega al 32 por ciento.

En abril pasado, el jefe de Gabinete Marcos Peña se había reunido durante más de una hora y media con los obispos y realizó un detallado informe a la Conferencia Episcopal Argentina donde se detuvo en datos duros de aumento de la pobreza y en políticas de asistencia que está llevando adelante la Casa Rosada.

La Iglesia, por su parte, emitió en ese momento un comunicado muy breve posterior a la reunión donde sostuvo que el encuentro con Peña se dio en «las condiciones y actitudes que siempre se requieren para un diálogo fructífero y auténtico, más aún por la delicada situación del país en esta coyuntura». A la vez se aclaró que la reunión fue solicitada días atrás por el jefe de Gabinete a las máximas autoridades de la Iglesia católica.

Claro que para esa reunión no estaba aún el resultado de las PASO y en el Gobierno no creían en una derrota electoral. Tampoco en el momento de esa reunión Alberto Fernández aparecía como candidato presidencial del kirchnerismo.

El ahora candidato presidencial del Frente de Todos mantuvo la semana pasada un encuentro con los obispos de la Conferencia Episcopal Argentina donde hablaron de la situación social, y Fernández les planteó allí su posición en favor del aborto aunque aclaró que en el caso de llegar a la Casa Rosada no será ese un tema prioritario para su administración.

Comentarios Facebook